War Thunder background
El Canadair CL-13 Mk 5 Sabre
¡Atención! Esta noticia fue publicada en la versión anterior del sitio web. Puede haber algunos problemas con la visualización de noticias en versiones específicas del navegador.


RCAF Canadair Sabre CL-13 Mk.4, aparato 19627 (XB753) del 422º escuadrón “Tomahawk”, Baden (septiembre de 1953),
camuflaje creado por MightyArrow | descárgalo aquí


El Canadair CL-13 Mk 5 Sabre en War Thunder

El Canadair CL-13 Mk 5 es uno de los dos máximos exponentes en lo que a reactores alemanes respecta, junto al MiG-15Bis. Éste último es la elección habitual de los jugadores, en cambio el CL-13 es un aparato de altas prestaciones que se cuenta entre los más veloces del juego. Situado en pleno nivel V, en el último escalafón de la rama de los icónicos Messerschmitt, el CL-13 es la guinda tras el trío de Me 262 que incluye esta rama de la legendaria familia de los Bf 109.

Vista de rayos X del CL-13 Mk 5

Su armamento consiste en seis ametralladoras Browning M3 de 12.7mm(calibre .50 ), que cargan un total de 1.800 proyectiles. Pese a no ser comparable a la demoledora potencia de fuego del MiG, con sus cañones de 23 y 37mm, el armamento instalado en el morro resulta más que suficiente para el combate entre reactores al incluir los proyectiles trazadores y anti-blindaje con componente incendiario M20. Y es así que son la elección más habitual. Al disponer de un armamento de menor calibre, el CL-13 dispone de muchísima más munición que los MiG-15 o Sabre F-2. Permitiendo estar listo para el combate en más ocasiones y no sufrir si se ha desperdiciado algo de munición durante las escaramuzas. Es así que el piloto agradecerá esta ventaja en las situaciones más desfavorables y, si no eres de gatillo fácil, te evitará vuelos de vuelta a la base a reabastecerte.  Del mismo modo el CL-13 Mk 5 dispone de un conjunto de soportes externos que lo capacitan para el ataque a tierra, en caso de ser necesario. Con 16 cohetes de 127mm HVAR o dos bombas de 1000lb AN-M65, que pueden ser instalados bajo las alas para los ataques contra objetivos mayores y más pesados. Obviamente al cargar el armamento auxiliar las prestaciones se ven severamente afectadas por el empeoramiento en la aerodinámica.


Como es habitual en los principales reactores, la energía es sinónimo de supervivencia. La altura y velocidad son clave para el éxito o el fracaso del CL-13 en combate, ya que no puede girar del mismo modo que sus oponentes norteamericanos ni maniobrar de forma similar a muchos de los reactores británicos. Pese a que el Sabre dispone de aerofrenos, no debería extenderlos a la ligera, solo en situaciones de extrema necesidad o para aterrizar. Perder velocidad o disponer de escasa energia a baja cota convierte el CL-13 en un pato de feria para la fuerza aérea hostil. Gracias a sus controles asistidos, el Canadair Sabre ofrece un extraordinario alabeo, que no es capaz de superar ningún otro reactor y que los Sabre F simplemente igualan. En picado, el  CL-13 puede dejar rápidamente atrás a muchos de los oponentes con los que se enfrenta. Permitiendo así a su piloto dictar los términos del enfrentamiento, aprovechando sus ventajas. Al igual que la mayoría de reactores, el Canadair Sabre da mejores resultados al combatir en escuadrón o integrado en un equipo bien organizado y coordinado. Manteniéndose cerca de los aliados y estando atento al entorno son una apuesta segura para disfrutar del CL-13.  



El Canadair CL-13 Mk 5 Sabre en la historia

Canadair CL-13 con las marcas de la Luftwaffe

El Canadair CL-13 fue, en esencia, una versión producida bajo licencia del exitoso North American F-86 Sabre. Los encargos iniciales se vieron incrementados por la guerra de Corea y distintas naciones incorporaron estos aparatos entre sus filas a la vista de las prestaciones de los  MiG-15 y F-86 frente a los aparatos ya en servicio.

El Mk 5 incorporó distintos aspectos novedosos heredados de las versiones más modernas de los F-86 F, como las superficies de control asistidas y el timón de profundidad integrado en la deriva. Aunque se diferenciaba en su motor Avro Canada Orenda,  que ofrecía un mayor empuje y una mejor trepada en comparación con los CL-13 norteamericanos. El CL-13 se convirtió en la espina dorsal de muchos de los integrantes de la OTAN en Europa a lo largo de los 50 y 60. mientras otras naciones todavía tenían sus propios diseños de cazas con alas en flecha bajo desarrollo o en servicio limitado. La producción del aparato tenía lugar en Montreal, posteriormente varios serían entregados a los Estados Unidos para su redistribución y reasignación tras haber sido relegados del servicio con sus correspondientes operadores.

Así como la Royal Canadian Air Force, para quien estaba originalmente previsto el aparato, otros usuarios resultaron ser: la Royal Air Force británica y la Fuerza Aérea Italiana, así como tantas otras. Tras su incorporación a la OTAN, la Alemania Occidental recibió equipamiento occidental, como el CL-13. La Luftwaffe recibió 75 CL-13 Mk 5 en el 57, seguidos por más de doscientos Mk 6 que sirvieron hasta bien entrados los sesenta. El CL-13 sería reemplazado del servicio por el F-104 Starfighter, este a su vez por el F-4 Phantom y por último el Panavia Tornado. 

Autor: Scott “Smin1080p” Maynard


En una próxima actualización incluiremos en War Thunder el emblema del 439º escuadrón de la RCAF:

Calcomanía hecha por Colin 'Fenris' Muir

 

El equipo de War Thunder

Leer más:
Thunder Show: BASED MAUS
  • 17 mayo 2024
Día de las Fuerzas Armadas de EEUU: ¡Celebrándolo con una Nueva Calcomanía!
  • 17 mayo 2024
Juego Limpio: Mayo 2024
  • 16 mayo 2024
Los Mejores Cazas de 3ª Generación.
  • 15 mayo 2024